No sé qué hacer con mi vida – Este ejercicio te dará la motivación que necesitas

Comparte este post

El camino del crecimiento personal es infinito además es como un puente sobre un río que al cruzarlo va quemándose a tu paso, si a mitad de camino quieres volver atrás, te das cuenta de que ya no es posible. Es difícil desandar lo que se anduvo, y más olvidar lo que ya ha hecho consciente.

Los evolucionantes nos pasamos la vida buscando la siguiente aventura, el próximo curso, experiencia o libro que nos lleve un poco más profundo. Así, podemos entrar en una espiral sin fin que en algún momento nos traiga más desencanto que dicha.

No se tú pero yo sigo muchas veces buscando la aprobación fuera, esperando la palmadita en la espalda. Probablemente es una palmadita que mi padre no me dio cuando tenia 7 años, y ahí empezó todo el lío.

Lejos de culpar a mi padre por esto, le doy las gracias ya que quizás, esa era una de las enseñanzas que vine a aprender cuando mi alma vino a este mundo.

Durante años trabajé la prepotencia, una actitud que vi en mi cuando en un curso de comunicación me enseñaron un video de mi mismo levantando la barbilla mientras me dirigía a la audiencia. Según la comunicación no verbal esta es una señal de que yo pensaba que lo sabía todo. A continuación la prueba del delito.

Levantando barbilla

Era como si un pastor evangélico se adueñara de mi cuerpo y diera un sermón a sus feligreses el domingo en la iglesia. Y te digo que la comunicación no verbal tenía razón.

Luego descubrí que esta actitud realmente escondía inseguridad y miedo de no ser capaz de aportar valor a la gente que iba a escucharme.

El último día del curso, delante de 250 personas, mientras hablaba en el salón de columnas del círculo de bellas artes, mi barbilla no se levantó ni un segundo. Había costado mucho trabajo de, podríamos decir, barnizar el ego. La profesora llegó a decirme una vez, gritando -“Tu ego no cabe en esta habitación” y lo peor es que tenía más razón que una santa !Bendita Joaquina!

La humildad es un valor importante pero creo que también es muy positivo celebrar lo que vamos consiguiendo. En el equilibrio está la virtud, como en todo en la vida.

Hay días que me siento el rey del mambo y otros me parece que no he hecho nada en la vida, cosas de la autoestima que no entiende tanto lo de los equilibrios. Supongo que el camino es no apegarse demasiado a los momentos de subidón y no creerse a la mente cuando lo que nos ofrece son mensajes negativos.

Para los días difíciles tengo un ejercicio que creo que te puede venir muy bien. Es como una retrospectiva de lo que vienes haciendo o un currículum vitae de cosas molonas que has llevado a cabo.

Ejercicio: ¡Cosas molonas que he conseguido!

En este ejercicio vamos a celebrar nuestras victorias y vamos a parar a observar el camino que hemos andado.

Estas son las indicaciones:

  1. Coge una hoja de papel del tamaño que quieras.
  2. Escribe en algún lugar “Cosas de las que estoy orgulloso” o “Cosas molonas que he hecho” o el nombre que le quieras poner.
  3. Escribe, dibuja, pinta o expresa a tu manera las cosas que has hecho de las que te enorgulleces. Imagina que alguien te preguntara ¿Qué es lo más relevante que has hecho en tus últimos 10 años de vida? Lo más importante para ti, no para el resto del mundo.
  4. Responde a esta preguntas:
    • ¿Qué crees que diría tu yo de hace 10 años si se encontrara contigo ahora y le contaras que has hecho todas esas cosas?
    • ¿Cómo te hace sentir ver las cosas que ya has conseguido?
    • ¿Qué te gustaría que apareciera en esta lista en el futuro?
  5. Si te apetece, comparte una foto de tu collage en las redes sociales (con el hashtag #cosasmolonasqueheconseguido ) y pégala en los comentarios del post, junto con una reflexión sobre cómo te has sentido haciendo el ejercicio.

Así quedó el mío por si te sirve de inspiración.

Cosas molonas que he hecho

Cuando hice el ejercicio pensé que si mi yo de 20 años de edad conociera a mi yo actual estaría fascinado de todo lo que he hecho y seguro que le diría “molas mazo tío” o alguna otra frase moderna del comienzo de este milenio.

El  objetivo de este ejercicio no es bacilar de las cosas que has hecho en las redes social, eso es un efecto colateral, de hecho si no quieres no lo compartes y pégatelo en tu habitación. Ya sabemos que hay mucho dolor oculto detrás del postureo de las redes.

El objetivo es que tú mismo seas quién valore lo que estás haciendo con tu vida y así no tengas que esperar que nadie lo haga por ti. Además, si tú no valoras las cosas que haces, estoy casi seguro de que tampoco escucharás lo que los demás valoren de ti.

¿Te animas a compartir el tuyo?

OTROS POST RELACIONADOS

Charla evolucionante

ASTIKO Y LA HISTORIA DEL TANTRA EN ESPAÑA

En este post vamos a hablar de la historia del tantra en España con Astiko López, de la cual ella es una parte importante. Contenidos¿Cómo era tantra en españa cuando empezaste?cómo conoció astiko a Osho¿Qué es para ti el tantra?¿Cómo conectar con nuestro femenino?Mira la entrevista a astiko sobre el tantra y su historia en

tantra xavi domenech
sexualidad

El Tantra como camino de Crecimiento Personal – Con Xavi Domènech

En este post vamos a hablar de El tantra como un camino para el crecimiento y el desarrollo personal, y para abordar este tema hemos invitado a Xavi Domenech, uno de los maestros del tantra más reconocidos en España e internacionalmente, y un místico contemporáneo, como él mismo se define. Contenidos¿Cuál ha sido tu recorrido

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir arriba

Este sitio web utiliza cookies para personalizar contenido y publicidad, evitar el uso de spam, proporcionar funcionalidades a las redes sociales, analizar nuestro tráfico, etc. Haciendo clic en 'Acepto' consientes el uso de esta tecnología en nuestra web. Para más información consulta la Política de Cookies.